La importancia de cerrar ciclos
La importancia de cerrar ciclos

La importancia de cerrar ciclos

Aunque parece difícil o hasta imposible, es necesario dejar ir aquello que ya terminó para abrirnos a nuevas aventuras. Te decimos cómo cerrar ciclos emocionales sin rencor.

También te puede interesar Cómo superar un divorcio

Cómo cerrar ciclos emocionales sin rencor

De acuerdo con Lourdes Ruiz Niño, experimentada tanatóloga, toma tiempo superar la pérdida de un ser querido o amigo cercano, al igual que el fin de una relación sentimental, pero es necesario. La razón es que no solamente la estabilidad emocional está en juego, también la salud física.

Lograrlo significa poder dar la vuelta a lo sucedido, en otras palabras, encontrar esa "varita mágica" que representa el perdón y utilizarla a nuestro favor, permitiéndonos cerrar un ciclo para iniciar otro con renovados bríos.

Y con "ciclo" nos referimos no solamente a los que implican relaciones personales (un noviazgo o matrimonio que acabó), o la muerte de un ser querido, también la ruptura de un vínculo laboral, mudarse de casa o incluso, perder una parte del cuerpo (una pierna, por ejemplo).

Consejos para cerrar ciclos... ¡y volver a comenzar!

Existen algunos tips útiles que te ayudarán a cerrar ciclos emocionales sin rencor:

  • Habla sobre tu dolor con amigos para poder comprender qué ha sucedido y recordar a su amigo o familiar. Desde luego, lo más recomendable es buscar ayuda de un profesional, pero si no es posible, las amistades cercanas son la mejor opción.
  • No te encierres: con frecuencia, el dolor provoca el aislamiento, pero esto sólo frustra el deseo de quienes forman tu red de apoyo por ayudarte.
  • Acepta tus sentimientos: cuando alguien cercano muere, es normal experimentar infinidad de emociones, desde tristeza y rabia, hasta frustración o fatiga que nunca termina. Si te parece difícil manejarlos, busca la orientación de expertos en el tema.
  • Celebra la vida de tu ser querido: recuerda siempre los momentos felices que vivieron juntos, los instantes divertidos o los grandes aprendizajes que te dejó, incluso, si la persona de la que te has separado sigue viva (luego de un divorcio, por ejemplo).
  • ¡Cuídate! Cerrar un ciclo y comenzar otro puede ser también una oportunidad para iniciar mejores hábitos de vida, desde comer saludablemente, hacer ejercicio o tomar un curso para superarte profesionalmente antes de seguir adelante.

Del duelo al nuevo inicio

La vida está llena de momentos buenos y malos, días alegres y tristes a la vez, de manera que la mejor forma de aprender a terminar con esas etapas difíciles para iniciar otras más amables, es aceptando que para disfrutar de la luz, antes debe existir una fase de oscuridad.

Aprovecha cada minuto para lograrlo, sin importar la fecha del calendario que estés viviendo… ¡siempre es posible cerrar ciclos y volver a ser feliz!

¿Tienes alguna pregunta sobre este tema?

Pregunta al Médico