¿Por qué los niños no deben ver películas de terror?
¿Por qué los niños no deben ver películas de terror?
Niños Artículo

¿Por qué los niños no deben ver películas de terror?

A veces, con tal de satisfacer a nuestros pequeños, permitimos que vean cualquier contenido en el cine, la televisión o servicios de streaming sin considerar que hay materiales que no son recomendables para ellos. Los efectos de las películas de terror en los niños pueden durarles toda la vida, así que mejor lee esto.

El miedo en el cine

Ver películas de terror puede afectar nuestra sensibilidad sin importar la edad que tengamos, pero especialmente en los niños. Esto porque su mente no ha alcanzado suficiente madurez emocional, entonces, todo lo que no pueda entender, no lo debe ver.

Mezclar películas de terror y niños no es una buena combinación, y mucho menos para entretenerlos mientras los padres realizan otras actividades. Verlas sin supervisión y consejo de papá o mamá podría ocasionar pesadillas, fobias y hasta un trauma psicológico muy difícil de superar, (si viste Eso en los 80´s, ¿reconoces por qué ahora te dan miedo los payasos?)

También te puede interesar: Por qué los payasos asustan.

Los efectos de las películas de terror en los niños pueden originar comportamientos agresivos o incitarlos a decir groserías con tal de imitar lo que están viendo.

Además, los niños que ven películas de miedo pueden sufrir estrés, el cual alterará su atención y memoria haciéndolos inquietos, introvertidos o sensibles.

¿A qué edad los niños pueden ver películas de terror?

Según investigación de la Universidad de Texas, los niños pueden distinguir entre la realidad y la fantasía entre los 3 y 5 años. Pero eso no quiere decir que ya puedan ver películas como El exorcista.

Todavía menores de 7 u 8 años no logran definir qué es verdadero y qué es falso, positivo o negativo, y es fácil que puedan confundirse con lo que están viendo en una pantalla.

Si aun así, decides que tus hijos vean este tipo de cine, considera lo siguiente para reducir los efectos de las películas de terror en los niños:

Niños mayores de 5 años. Pueden ver películas de "terror" animadas (para que sepan claramente que se trata de ficción). Fantasmas amigables y casas embrujadas están permitidos, pero evita los monstruos, zombies, esqueletos o partes separadas del cuerpo, así como películas de terror donde salgan niños con los que tus pequeños se puedan identificar.

Niños de 8 a 10 años. Ya soportan un poco más el miedo. Ya puedes mostrarlas cintas de fantasmas, pero no las películas sangrientas de asesinatos o ataques físicos. Procura que los finales sean felices.

De los 10 a los 12 años. Están preparados para uno que otro susto con monstruos, extraterrestres y esqueletos, pero debes mantener la guardia con escenas demasiado violentas. Procura cintas que mezclen un poco de humor.

También te puede interesar: El gusto por el miedo.

Mayores de 12 años. Opta por cintas que contengan horror y un mínimo de secuencias violentas (no tan extremas ni detalladas), y sólo si se justifican por un motivo no sexual en la historia y tienen consecuencias negativas.

Lo más recomendable es que siempre acompañes a tus hijos a ver estas películas y les expliques que son ficción. Pero, sobre todo, ¡que no te asustes con ellas!, porque recuerda que los niños imitan todas tus reacciones y no querrás que los alcances los efectos de las películas de terror en los niños.

¿Tienes alguna pregunta sobre este tema?

Pregunta al Médico