coronavirus es un mensaje de la naturaleza
coronavirus es un mensaje de la naturaleza
Artículo

El coronavirus es un mensaje de la naturaleza: ONU

Hay quien piensa que todo ocurre por una razón, es más, dice el refrán que “no hay mal que por bien no venga”. La directora de Medio Ambiente de las Naciones Unidas, Inger Andersen, llevó esta idea a la actualidad, ya que considera que el coronavirus es un mensaje de la naturaleza. Estas son sus razones.

Todos sabemos que el ser humano es lo peor que le pudo pasar al medio ambiente y que somos, en gran medida, responsables de la crisis climática y ambiental que vivimos.

Sin embargo, pocos imaginaron que nuestras acciones poco ecológicas podían tener consecuencias en la salud.

En una entrevista para The Guardian, la experta de la ONU aseguró que el hecho de que coronavirus haya surgido de un contagio de animales a personas es un “claro disparo de alerta”, sobre cómo estamos tratando (y explotando) al mundo silvestre.

Nunca antes habían existido tantas oportunidades para que los patógenos pasen de los animales salvajes y domésticos a las personas.

A decir verdad, 75% de las infecciones que han surgido en las últimas décadas provienen de virus y bacterias que lograron mutar y pasaron de afectar únicamente a animales a contagios en humanos, de acuerdo con un estudio realizado por científicos de la Real Sociedad de Londres.

Aunque aún se estudian las verdaderas causa que dieron pie a la emergencia del COVID-19, para Andersen queda más que claro que “con la pandemia de coronavirus y la crisis climática en curso, la naturaleza nos está enviando un mensaje”, a lo que agregó que “la humanidad estaba ejerciendo demasiada presión sobre el mundo natural con consecuencias perjudiciales”.

Estamos íntimamente interconectados con la naturaleza, nos guste o no. No cuidar el planeta significa no cuidarnos a nosotros mismos.

7 causas de la crisis ambiental que dañan la salud

En algo tiene razón Andersen, el síndrome respiratorio agudo grave (SARS) de China en 2003, la influenza AH1N1 en México en 2009 y las múltiples emergencias epidemiológicas de los últimos años demuestran que el daño ambiental que causamos los humanos provoca enfermedades nuevas cada vez más peligrosas.

Existen siete actividades humanas que generan el principal daño al ambiente y a la salud. Conocerlas es el primer paso para hacer un cambio:

1. Sobrepoblación

Somos más de 7 mil 700 millones de personas en el mundo y la Organización de las Naciones Unidas (ONU) estima que en sólo 30 años (para el 2050) haya aproximadamente 9 mil 700 millones de seres humanos en todo el mundo.

Necesidades básicas como alimentación y servicios sanitarios y de salud se vuelven todo un reto para los países de todo el planeta, lo que hace que cada vez más personas vivan vulnerables, sin estos derechos humanos.

El coronavirus es un mensaje de la naturaleza

2. Pérdida de ecosistemas

Somos más, lo que quiere decir que cada vez necesitamos más comida, para ello, la agricultura es un punto esencial. Sin embargo, muchos países han optado por deforestar millones de hectáreas de bosque para tener tierras para cultivar.

Esto provoca que miles de especies (animales y vegetales) estén en riesgo de extinguirse, lo que a su vez causa desequilibrio ecológico.

Este círculo vicioso nos lleva a alimentos con menos nutrientes (por la erosión del suelo) sequías y plagas.

3. Alimentos procesados

Siguiendo con este tema, menos comida hace que tengamos que alterarla para que alcance para más personas.

Los alimentos procesados son aquellos que están alterados para rendir más, lo cual puede ser genética (llamados alimentos transgénicos) o durante un proceso industrial (adicionados con otras sustancias químicas y empacados).

Basta con explicar que estos cambios reducen el valor nutrimental de estos alimentos, lo que puede producir desnutrición, anemia y la disminución del sistema inmune.

4. Tráfico de especies exóticas

De las primeras teorías sobre el origen del coronavirus fue una sopa de murciélago tradicional de la región de Wuhan, en China. Aunque todavía no se sabe con certeza la causa del COVID-19, se cree que el origen es animal.

Desafortunadamente, la caza furtiva (además de ser ilegal) y el tráfico de especies (que también es ilegal y una tortura contra los animales) aumenta el riesgo de que los virus y bacterias muten y logren afectar a las personas.

No compres animales ni productos hechos a partir de fauna que no cuente con el sello gubernamental (si puedes, no compres en general productos hechos a partir de animales, pongamos de nuestra parte).

5. Contaminación del aire

En promedio, respiramos 20 veces por minuto, ahora piénsalo en días, meses y años que dura la vida.

Respirar aire contaminado es un daño (prácticamente inevitable) que vivimos cada segundo y que va debilitando los pulmones, dejándonos a expensas de virus y bacterias, además de enfermedades graves como el cáncer.

coronavirus es mensaje de la naturaleza

6. Desarrollo de enfermedades crónicas

El estilo de vida es uno de los factores más importantes (junto con la genética) del desarrollo de enfermedades que nos van a acompañar por años o, en algunos casos, por el resto de la vida.

Algunos de los hábitos que nos llevan a esto son:

  • Sedentarismo.
  • Mala alimentación.
  • Higiene inadecuada.
  • Falta de medicina preventiva (sólo ir al doctor cuando te sientes mal, no para chequeos de rutina).
  • No tratar problemas de salud emocional (como depresión).

7. Automedicación

Lo que está poniendo en jaque a la humanidad es no poder resistir los embates de una infección, algo que sería más fácil si no consumiéramos medicamentos que no necesitamos.

La razón es cuando tomamos antibióticos que no necesitamos (porque los teníamos en la casa o alguien que no es médico nos lo recomendó) corremos el riesgo de hacer que bacterias inofensivas muten y “aprendan” a luchar contra el antibiótico, un proceso llamado resistencia bacteriana.

El riesgo es que las bacterias y virus se vuelven inmunes a los tratamientos médicos, lo que da pie a complicaciones, epidemias y muertes.

Cada quién tendrá una opinión sobre si el coronavirus es un mensaje de la naturaleza o no. De lo que no hay ni la más mínima duda es que sin ecología no hay salud. ¡Pongamos de nuestra parte!

¿Tienes alguna pregunta sobre este tema?

Pregunta al Médico

Emanuel Ávila

Emanuel Ávila Última actualización: Lun, 30/03/2020 - 15:43