Estatinas, ¿para qué sirven?
Estatinas, ¿para qué sirven?
Artículo

Estatinas, ¿para qué sirven?

Cuando se tienen problemas con los niveles de colesterol en la sangre, estos medicamentos son de vital importancia. Te decimos qué son las estatinas, para qué sirven y quien puede verse beneficiado con su uso.    

También te puede interesar Enfermedad coronaria

Estatinas: reducen el colesterol

Las estatinas son medicamentos que ayudan a disminuir la cantidad de colesterol y otras grasas en la sangre; lo hacen al reducir el nivel de colesterol malo (LDL), aumentar el bueno (HDL) y bajar los triglicéridos.

También te puede interesar Lipoproteínas: colesterol "bueno" y "malo"

Los médicos generalmente sugieren el uso de estatinas a personas que presentan elevados niveles de colesterol LDL, los cuales no pueden reducirse simplemente mediante una dieta adecuada y la práctica de ejercicio.

Otra razón para indicar el tratamiento con estatinas es sufrir alguna enfermedad que produce niveles altos de colesterol.

¿Cómo actúan las estatinas?

El principal objetivo de las estatinas es mejorar los niveles de colesterol en la sangre para proteger al individuo (ya sea joven o adulto) de enfermedad cardiaca, ataque cardiaco y accidente cerebrovascular.

Este grupo de medicamentos está conformado por cinco tipos de reductores del colesterol, como también se denominan:

  • Estatinas
  • Secuestrantes de ácidos biliares
  • Ácido nicotínico
  • Derivados del ácido fíbrico
  • Inhibidores de la absorción del colesterol

En cuanto a dosis, se trata de una indicación que varía dependiendo de las necesidades individuales, por lo que deberá ingerirse siguiendo al pie de la letra las recomendaciones del médico.

Estatinas y su interacción con otros fármacos

Conviene señalar que si la persona está tomando otros medicamentos, éstos pueden aumentar o reducir el efecto de las estatinas; por ello, es importante que informe al médico sobre todos los fármacos y suplementos vitamínicos o herbales que esté tomando, así será sencillo identificar las posibles interacciones.

Entre los medicamentos que pueden interactuar con los reductores del colesterol, encontramos:

  • Warfarina
  • Eritromicina
  • Ciertos medicamentos antifúngicos (contra los hongos).
  • Como ocurre con cualquier fármaco, existen efectos secundarios en el caso de los distintos tipos de estatinas, entre los que se incluyen:
  • Diarrea
  • Acidez estomacal o indigestión
  • Náuseas
  • Estreñimiento
  • Dolor o retortijones en el estómago
  • Dolor de cabeza, muscular o en articulaciones
  • Cansancio extremo
  • Sarpullido
  • Visión borrosa
  • Trastornos del sueño
  • Ritmo cardiaco anormal (arritmia)

Cabe señalar que si bien son poco comunes, el consumidor debe informar al médico si experimenta alguno de los efectos secundarios de las estatinas descritos.

Además, no debe dejar de tomar el fármaco a menos que el médico lo indique, de lo contrario, el estado de salud del consumidor podría empeorar.

Saber qué son las estatinas, para qué sirven y en qué casos puede ocurrir interacción medicamentosa, es de vital importancia para los consumidores.

¿Tienes alguna pregunta sobre este tema?

Pregunta al Médico

Laura Ruiz Mata

Laura Ruiz Mata Última actualización: Mié, 19/12/2018 - 11:15